En peligro la identidad urbana de Mineral de Pozos

61ES07 En peligro la identidad urbana de Mineral de Pozos

“Queremos seguir siendo Mineral de Pozos, no una copia de San Miguel de Allende, Guanajuato, Tequisquiapan, Bernal ni ninguno otro”: Habitantes

Mineral de Pozos | Redacción | 12 de mayo de 2014

En el evento de arranque de las obras de remodelación de fachadas y de intervención del Jardín Principal de Mineral de Pozos en noviembre de 2013, algunos habitantes se manifestaron inconformes con elementos de los proyectos, a lo que el Director de Infraestructura y Obras, José Alvarado Briones, respondió que  los “proyectos fueron revisados escrupulosamente por el Instituto Nacional de Antropología e Historia”, señalando que sí ha habido cambios y todos deben ser aprobados por el INAH. También habló de la inversión para estos dos proyectos por la cantidad de 10 millones de pesos, de los cuales 5 millones fueron aportación federal y 5 millones aportación municipal, y que se tenía programado concluir en el mismo 2013.

Las obras siguen en ejecución y esta semana se han comenzado a pintar las fachadas, lo que nuevamente se desató la inconformidad de algunos habitantes que abogan por fachadas blancas, como dicen que han sido al menos desde los años setentas y anteriores.

Consideran habitantes que no se acata el Decreto Federal que considera las construcciones del Pueblo Mágico “manifestaciones de gran originalidad […] que definen un estilo regional.”

Señalan, que el 27 de julio de 1982, hace 32 años, en el Diario Oficial de la Federación se publicó un Decreto que ordenó el entonces Presidente de la República, José López Portillo, con la intensión de preservar en Mineral de Pozos lo que el gobierno federal consideraba: “que las características formales de la edificación de la población, la relación de espacio y su estructura urbana, tal como hoy se conserva, son elocuente testimonio de excepcional valor para la historia social, económica y del arte en México”.

Desde entonces, Mineral de Pozos es Zona de Monumentos Históricos en casi todo el perímetro central de la población, 44 manzanas, aproximadamente 0.6 kilómetros cuadrados; y por mandato de este ordenamiento legal, el Instituto Nacional de Antropología e Historia, debe vigilar que se cumplan estos planteamientos.

Es importante señalar, que además de enumerar de manera exhaustiva los domicilios precisos de las construcciones que son monumento histórico, se explica en el artículo tercero del decreto, que los inmuebles civiles de uso particular deben también ser preservados porque se trata de edificaciones que “aparecen en la época barroca, manifestaciones de gran originalidad por el empleo de materiales característicos de la región y detalles ornamentales que definen un estilo regional.”

Sabedores del tema, los habitantes de Mineral de Pozos y prestadores de servicios turísticos del lugar, frente al inminente arranque de un proyecto de restauración y recuperación de la imagen urbana, expresaron sus peticiones al Presidente Municipal, Timoteo Villa Ramírez y al Director de Infraestructura Municipal y Obras, José Alvarado Briones; así como a Fernando Olivera Rocha Secretario de Desarrollo Turístico del Estado y a Guillermina Gutiérrez Lara responsable del INAH en Guanajuato, desde el verano del 2013, pero no fueron tomadas en consideración sus peticiones.

Habitantes piden “mantener esta imagen distinta, bonita, histórica y diferente a las imágenes coloridas que se usan en muchos otros lugares turísticos en esta zona de México”.

Señalan en el documento entregado que “fotografías en archivo comprueban que en el siglo pasado Mineral de Pozos aparece con las fachadas pintadas en tonos de blanco con caliche, cantera, tabique, adobe y poco uso de colores”; argumentan que es por estas características que el poblado es conocido y consideran muy importante “Mantener esta imagen distinta, bonita, histórica y diferente a las imágenes coloridas que se usan en muchos otros lugares turísticos en esta zona de México”.

Y es que argumentan, que aún cuando el proyecto y la paleta de colores cuentan con la validación del INAH y que aparentemente esta autorización está fundamentada en un estudio o en una tesis académica de un arquitecto que es funcionario público, que plantea que los colores pastel se usaron en la época más “europea” y porfiriana de Mineral de Pozos, el decreto es posterior, pues es de 1982.

Argumentan habitantes que la denominación de Pueblo Mágico obtenido en 2012 “la ganó un Pozos en blanco y caliche, no un Pozos de colores”.

Agregan, que si no fuera suficiente este argumento, debe considerarse también que la denominación de Pueblo Mágico obtenido en 2012 con sustento en un expediente integrado con muchos elementos, entre ellos la imagen urbana, “la ganó un Pozos en blanco y caliche,  no un Pozos de colores”.

Consideran también que al acuerdo social que han logrado en su petición avalada por más de 200 firmas, el gobierno debe darle un peso mayor pues justamente en esta etapa de impulso turístico al Pueblo Mágico debe buscarse mantener la identidad del poblado y buscar ser competitivos frente a un mercado diverso en lo turístico. “Eso es lo que nos vienen a enseñar los asesores de Turismo, a buscar ser competitivos, pues empecemos con la imagen del lugar turístico”.

“Queremos seguir siendo Mineral de Pozos, no una copia de San Miguel de Allende, Guanajuato, Tequisquiapan, Bernal ni ninguno otro” finalizaron.

61ES07 En peligro la identidad urbana de Mineral de Pozos 2 61ES07 En peligro la identidad urbana de Mineral de Pozos 3

Deja un comentario