¡Por favor cuidémonos todos!

En todos los municipios del noreste han aumentado los índices de inseguridad, los robos a casa habitación y vehículos son el pan de cada día, y comienzan los rumores y las hipótesis. Que si la crisis está muy fuerte, que si la escasez de trabajo, que si la falta de valores, que si las administraciones pasadas dejaron inservibles las patrullas, que si se han instalado bandas de otros lugares del Estado o del País, como el caso de robo sucedido hace unos meses en el que los detenidos infraganti eran de Irapuato.

Pues sí, queridos lectores, algunas de estas hipótesis podrían ser ciertas o todas, pero los ciudadanos no necesitamos hipótesis o pretextos, necesitamos soluciones. Y si las autoridades municipales no pueden con el cargo, como bien lo dijo Alejandro Martí, pues que renuncien. O bien que los Alcaldes tomen decisiones y valoren si funcionan sus directores de seguridad pública o no, y de no cumplir con sus obligaciones que los despidan, pero ya.

Y mientras toman decisiones algunos que tienen deficiencias claras en las corporaciones, nosotros debemos de aplicar la seguridad ciudadana o prevención ciudadana.

Les propongo que hagamos algunas acciones que vale la pena ponerlas en práctica, si salen de viaje encarguen con los vecinos su casa, traten de que alguien les haga el favor de barrer sus baquetas  para que no se vea deshabitada la casa, si pueden compren un timer que permite programar que alguna lámpara se prenda intermitentemente. Si van a un cajero automático no lo hagan solos o solas y traten de no hacerlo de noche, en caso de que observen gente desconocida en su colonia o comunidad avisen de inmediato al 066, realicen reuniones periódicas con sus vecinos para que intercambien información de personas desconocidas en la zona. Cuando ingresen a un estacionamiento no dejen su boleto adentro del vehículo. Estas son sólo algunas acciones que pudiéramos realizar, mientras tanto, deseo que no ocurra ningún tipo de robo.

Pero les propongo, sobre todo, cuidarnos. Por favor cuidémonos todos. 

Deja un comentario